fbpx

La llamada.

Me suena el teléfono, lo miro, me llama por el wsp mi tío de Ecuador. Contesto.

Hola, Toñito.

Hola, mijito como está.

Bien. Ando ahora en el súper comprando unas cositas que me hacían falta.

Le llamaba para preguntarle cómo está. ¿Cómo está la cosa por allá? Se ve en las noticias lo de las protestas por la muerte de ese negrito. Parece fea la cosa.

Sí. La cosa anda medio revuelta, pero en unos días se pasa. Este país está cada vez peor. Hay mucho inmigrante, mucho negro pobre, mucho aprovechado que lo único que quiere es que le den alguna ayuda para que todos los demás tengamos que mantenerle.

Mijo, ¿cómo es eso?

Sí tío. No es como antes, que los que veníamos lo hacíamos para trabajar. Cumplir el sueño americano. En las protestas de ahora hay mucho comunista infiltrado. Esa gente es lo peor.

Espere, deme un chance, no me cuelgue, le voy a pagar a la señorita, gracias hermosa, por eso me gusta venir aquí, por el servicio.

Mijo, sigue igual de faltón usted. Ya aprovecho y le pregunto, ¿hay mucho problema de racismo allá? ¿De verdad les oprimen a los negros? Verá que usted tampoco es que sea color leche…

Acá estoy bien, entro dentro del grupo que se llama ‘White Latin’ para los bancos, la Administración y toda la onda. No me hacen lío, no me preocupa. Solo a los que tienen pinta de ‘chicanos’ les para la policía, les pide papeles y esas cosas. Ya vio, la suerte de ser guapo, saber vestirse bien y ser blanquito. Acá cada uno que luche por sus cosas. Yo con que siga teniendo mi trabajo, pagando mi carro, mi internet y mi seguro, fresco por lo demás.

Tío…

Tío…

Espere, le cuelgo que acá hay mucha gente y se ve humo, luego le llamo, me va tocar correr…

Suéltame cabrón, que yo no he hecho nada, solo fui al market. Que yo soy legal acá. A mí no me vas a detener, vos no sabes quién soy yo, que me sueltes cabrón…

Autor: Félix Espoz.

https://twitter.com/FelixEspoz;

https://web.facebook.com/felix.espoz

Una de tantas historias incompletas sobre la Racismo. Historia 1/3

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

2 Comments

  1. Miguel Mendez

    Muy bien relatado este tema que desgraciadamente sucede casi todos los días en ese país cuyo poder va decayendo cada vez como fruto de sus grandes errores como es el del racismo, asunto que no tiene fin. Felicitaciones Félix

    1. admin

      Muchas gracias Miguel. Sin duda la historia narra un caso real de los tantos que suceden cada día.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *